Pese a la caída de los precios, hay poco interés en comprar empresas argentinas y las fusiones están en niveles mínimos

Economia
Lectura

En el primer semestre, que terminó con la economía casi paralizada por la cuarentena, la compra y venta de empresas argentinas cayó 25% en cantidad de operaciones y 85% si se

mide en valores, según un informe de la consultora First Capital Group. En total fueron 25 transacciones por USS 540 millones.

KPMG, en tanto, midió 23 operaciones en el mismo período y calculan que no superarían las 40 en todo el año, contra 83 de todo 2019, un año que ya había sido malo. En los últimos diez años, 2011, con 178 transacciones, había sido el año récord.

El interés de los inversores es tan bajo que muchas empresas directamente deciden irse del país o levantar líneas enteras de producción. Las últimas en dejar de producir fueron las fabricantes de pinturas para autos Axalta y BASF y la autopartista a Saint Gobain Sekurit, que mudó su planta a Brasil. En tanto, LATAM dejó el negocio de cabotaje.

“Argentina inició el año con mínimos niveles de actividad de fusiones y adquisiciones de empresas producto de un ambiente con alta incertidumbre. En este contexto, la pandemia y la crisis económica causaron un freno y retraso en las transacciones que estaban en curso”, explica Mariano Sánchez, socio leader del departamento de Deal Advisory en KPMG Argentina. “La actividad de los fondos de inversión (private equity), que había retornado a máximos históricos en 2017 y 2018, mantiene la tendencia de trimestres anteriores, esto es sin registro de actividad", detalló.

Fusiones y adquisiciones en la Argentina. Fuente: KPMG

Fusiones y adquisiciones en la Argentina. Fuente: KPMG

"La pandemia golpeó Argentina en un contexto de crisis económica y en medio de un proceso de renegociación de la deuda. Mientras que el efecto completo que dejará la pandemia no está claro aún, se observa un fuerte impacto en las expectativas de negocio y, por lo tanto, en la valuación de los activos”, agregó.

Juan Tripier, senior manager de First Capital Group, coincide en que el semestre tuvo uno de los registros de actividad más bajos de la última década. “Casi un 70% de las transacciones se realizaron durante el primer trimestre del año (pre-pandemia) – un primer trimestre más activo a lo que inicialmente se esperaba – y el resto durante el segundo trimestre”, describe.

Las principales operaciones que se pueden hacer en este contexto, entonces, están marcadas por la pandemia y la crisis. Según Sánchez, “en esta etapa del ciclo económico tienden a surgir dos motores en la actividad de fusiones y adquisiciones (M&A por sus siglas en inglés). Por un lado, compañías Internacionales que deciden iniciar procesos de desinversión en el país, y por el otro, transacciones en el contexto de stress o dificultades financieras. Y están los inversores con acceso a liquidez que, dispuestos a asumir riesgos, estarán en búsqueda de oportunidades de transacciones a 'precio de liquidación ”, agrega Sánchez. En este sentido, los datos muestran que, en promedio, las inversiones realizadas en este contexto tienen un mejor resultado que otras realizadas en momentos donde la economía se encuentra en la parte alta del ciclo.

Con relación a los sectores donde se produjo el mayor número de  transacciones en el primer semestre, Energía y Recursos Naturales pica en punta, con 6 transacciones junto con Tecnología, Medios y Telecomunicaciones (6). Siguen Consumo (5), Agronegocios (3), Ciencia y Salud (2) y Química, Industria y otros (1). De este período con un total de 23 transacciones, solo 5 de ellas representaron un valor total de 435 millones de dólares.

Fusiones y adquisiciones en el mundo. Fuente: KPMG

Fusiones y adquisiciones en el mundo. Fuente: KPMG

La caída de M&A no solo es en Argentina sino también es mundial y regional. Durante el semestre la actividad global registró más de US$ 1 billón en operaciones, una caída de más del 50% en valores frente al mismo periodo del año anterior (en Estados Unidos, la baja fue de 70%).

En Latinoamérica, con transacciones por US$ 5.400 millones, la caída fue de casi el 80%, y registró el valor más bajo de los últimos 20 años. De los 10 países a nivel global con más casos de Covid-19, 4 están en Latinoamérica (Brasil, Perú, México y Chile).

Qué se vendió

Algunas de las transacciones más destacadas del primer semestre en Argentina incluyeron:

* En enero, la multinacional de servicios petroleros Schlumberger concretó la venta de la participación de 49% que mantenía junto a YPF en el Bloque Bandurria Sur, en Vaca Muerta. La compra de la participación fue realizada por Equinor y su socio Shell en partes iguales y por un valor de US$ 355 millones. Adicionalmente, ambas empresas llegaron a un acuerdo para adquirir una parte de la participación de YPF.

* En marzo la minera junior canadiense Cerrado Gold, con operaciones en Brasil, se quedó con la mina de oro en Santa Cruz de Minera Don Nicolás por US$ 45 millones. La minera pertenecía a un grupo de ensambladores de electrodomésticos en Tierra del Fuego, entre ellos Mirgor, Newsan y BGH, y estaba en producción desde mediados del año 2018.

* En junio Garbarino finalmente fue adquirida por el empresario Carlos Rosales que forma parte del Grupo Prof. La empresa venia atravesando un proceso de reestructuración de su deuda desde el año pasado.

* Durante abril cuatro filiales en Latinoamérica del grupo australiano Nufarm, entre ellas la de Argentina, fueron adquiridas por la japonesa Sumitomo Chemical por US$ 800 millones.