Perú: el jefe del Parlamento pidió el apoyo de las FF.AA. en caso de destituir al Presidente

Internacionales
Lectura

La crisis política sigue escalando peligrosamente en Perú, donde el Congreso lleva adelante un proceso para intentar destituir al presidente Martín Vizcarra.

Este sábado se supo que el

La crisis política sigue escalando peligrosamente en Perú, donde el Congreso lleva adelante un proceso para intentar destituir al presidente Martín Vizcarra.

Este sábado se supo que el

titular del Parlamento, el opositor Manuel Merino de Lama, había buscado el respaldo de la cúpula de las Fuerzas Armadas ante una eventual salida del mandatario.

Esto fue calificado como un “delito de sedición” por el gobierno, quien aclaró que los militares no se plegaron a la jugada opositora.

“La actitud del presidente del Congreso ha sido temeraria al pretender involucrar a las Fuerzas Armadas en un proceso político. Nuestras Fuerzas Armadas continúan firmes y cumpliendo su rol constitucional”, declaró el ministro de Defensa, Jorge Chávez.

La ministra de Justicia, Ana Neyra, fue más contundente al sostener que de confirmarse la información “habrá que tomar las acciones legales” correspondientes, ya que implica “un delito de sedición”.

La cúpula militar junto al primer ministro Walter Martos, en una muestra de respaldo de las FF.AA. al gobierno.(EFE)

La cúpula militar junto al primer ministro Walter Martos, en una muestra de respaldo de las FF.AA. al gobierno.(EFE)

El tema estalló a raíz de un informe periodístico del sitio IDL Reporteros, quien reveló que esta semana, mientras el Congreso se preparaba a iniciarle el juicio político al presidente, Merino de Lama intentó comunicarse con el jefe del Comando Conjunto de las FF.AA., el general César Astudillo, pero el militar no respondió.

Astudillo argumentó que estaba viajando y no tenía buena conexión. El titular del Parlamento insistió varias veces con su llamado, sin obtener respuesta.

Ante el fracaso, Merino de Lama llamó al comandante general de la Marina, el almirante Fernando Cerdán, quien sí atendió. En la breve conversación que tuvieron el jefe parlamentario le dijo que “en el marco de la Constitución” se iba a llevar a cabo un proceso que podría terminar con la destitución del presidente de la República y su reemplazo por el propio Merino.

Richard Cisneros. el cantante que compromete al presidente Martín Vizcarra. (AP)

Richard Cisneros. el cantante que compromete al presidente Martín Vizcarra. (AP)

El jefe del Parlamento le indicó, además, que esperaba que el proceso pudiera llevarse a cabo con normalidad. Cerdán respondió en forma escueta, sin comprometerse. “Escuchado y comprendido”, dijo en tono militar, y buscó terminar la conversación, según “IDL Reporteros”.

Frente a este panorama, tanto el alto mando de las Fuerzas Armadas como el jefe de la Armada se comunicaron con el ministro de Defensa y le contaron lo ocurrido. La difusión del hecho provocó una conmoción política. Ahora el gobierno está evaluando presentar una demanda por sedición contra el jefe parlamentario.

Este nuevo escándalo se da en un momento crítico en el país, ya que el viernes la mayoría opositora logró aprobar una “moción de vacancia”, el inicio de un juicio político contra el Presidente, a quien se acusa de “incapacidad moral” por haber intentado obstruir una investigación parlamentaria sobre un polémico contrato con el cantante Richard Cisneros, conocido artísticamente como “Richard Swing”.

Cisneros es un “showman” poco conocido que dice ser amigo de Vizcarra. Se llevó unos 50.000 dólares en honorarios como conferencista por nueve contrataciones que le hizo el Ministerio de Cultura entre 2018 y 2020 para diversos actos.

Los legisladores opositores argumentan que Vizcarra, “ha faltado a la verdad y ha obstruido la investigación. Unos audios, grabados en secreto y difundidos esta semana complican al mandatario. Ahí se lo escucha dialogar con su exasistente Karem Roca, planeando cómo ocultar las incómodas visitas de Swing al Palacio de Gobierno.

Vizcarra, quien logró hacer crecer su imagen positiva gracias a la lucha contra la corrupción, viene manteniendo un duro enfrentamiento con la oposición. Este viernes se aprobó la “moción de vacancia” por 65 votos a favor, 36 en contra y 24 abstenciones.Los promotoeres del juicio esperaban un mayor apoyo.

Ayer el ministerio de Justicia presentó una medida cautelar ante el Tribunal Constitucional para frenar el juicio, argumentando que la imputación contra el Presidente es “equivocada e inconstitucional”. Piden que no avance el juicio “hasta que se resuelva esta demanda”.

El mandatario, que carece de partido y bancada, deberá comparecer el 18 de septiembre ante el plenario a ofrecer sus descargos, tras lo cual los legisladores debatirán y procederán a votar si lo destituyen o no. Para tomar esa medida deben contar con 87 votos de los 130 legisladores del parlamento unicameral, cifra que luego de la votación del viernes parece dificil de alcanzar.